RETO 2016

Deshacerme cada día de un objeto

Reto para el 2016 - deshacerme de una cosa cada día - AorganiZarte

Hace unos días entré en una casa (no os diré quién porque se dice el pecado pero no el pecador) atiborrada de cosas por todas partes. No quedaba ni un hueco libre en ninguna habitación. En mi mente organizada empezaron a surgir inmediatamente deseos de ponerme a ordenar y a tirar … pero me contuve, por supuesto. Hablando con los dueños de la casa y de mi gusto por la organización y el orden ponían como excusa la falta de tiempo para dedicarse a gestionar ese follón. ¿Pero es cierto que existe tal falta de tiempo?  ...

Si el deseo de orden es superior a la falta de tiempo, entonces, siempre encontrarás el momento de ponerte. El secreto, como hemos dicho muchas veces, es ir dando pasitos cada día pero sin parar. Al cabo de muchos días los avances son siempre impresionantes. Mejor que intentar darte la paliza un día y terminar desmotivado por la enormidad del trabajo a realizar.

 

Así que les propuse ¿Y si os deshicierais, cada uno, de una cosa cada día? Sólo una. Al cabo de todo un año habrían desparecido 772 cosas ¡366 X 2, ya que son dos personas y estamos en año bisiesto!. Al principio les parecía una barbaridad, pero asumieron el reto. 

 

Entonces, pensé que para mi también podría ser una buena idea. Siempre pienso que lo tengo todo más o menos en su lugar y no hay mucho que no necesito. Pero al llegar a casa me di cuenta que siempre hay cosas que jubilar. Y seguro que durante todo un año hay una para cada día. No necesito tanto como tengo. Vivir con menos me da sensación de libertad y de no depender de lo material para ser feliz. No estoy diciendo que lo tiraré todo a la basura. Se trata de dar a las cosas un nuevo uso si sigue siendo posible y no están rotas o viejas. Desde cosas que ya no nos valgan, aparatos inservibles, comida o bebidas caducadas, carpetas con papeles que ya no sirven, tecnología obsoleta o que no funcione, ropa en la que no entro y dudo que algún día me quepa, juguetes que ya no usan mis hijos, cacharritos sobre la librería que no me gustan pero que me regalaron en algún momento de mi vida, utensilios de cocina que nunca he utilizado, etc. Vivimos con tal exceso de cosas materiales (o inmateriales incluso) que no nos permiten disfrutar de lo que verdaderamente es importante para cada uno, las experiencias, los amigos y la familia, nuestros hijos,  nuestros hobbies o nuestras pasiones.

 

Y así he hecho. Mi RETO para este año será deshacerme de una cosa cada día. 

 ¿Y vosotros? ¿Os animáis a hacerlo conmigo? ¡Veréis qué gusto dá dentro de unos meses tanta zona despejada y la sensación de placer de no tener tantos objetos inútiles en casa!

 

Y aquí puedes ver como seguimos avanzando en nuestro Reto cada día ...

Silvia Llorens - AorganiZarte

Escrito por Silvia Llorens

Escribir comentario

Comentarios: 0