LOS LIBROS DE NIÑOS

Reto 2016. A mis hijos los libros se les quedan pequeños.

Regala los libros de niños que ya no lean - AorganiZarte

Seguimos en el buen camino deshaciéndonos de una cosa al día ... o más. Si un día se nos pasa, al día siguiente toca el doble. Y el cuarto de los niños era mi objetivo para el Reto. Es muy fácil ir deshaciéndose de la ropa que les queda pequeña. Y es constante porque crecen a la velocidad del rayo. Pero también ocurre con su cerebro y no es que  les crezca la cabeza, es que cada vez van leyendo libros más largos y más complicados con lo que los libros de edades más tempranas también se les quedan pequeños.

No sé vosotros, pero en mi casa no me caben los cientos de libros que tienen mis hijos. Ya no acumulo nuevos porque practicamos el "Bibliotequing", pero de años atrás hay demasiados. Winnie the Pooh, Angelina Ballerina, ... son demasiados que ya no van a leer. 

 

Así que junto a ellos, mis hijos, nos pusimos a sacar todos los libros y uno a uno elegir los que querían mantener. Todos los demás, otros niños podrán disfrutarlos.

¿Qué hemos hecho con ellos?

  • Todos los que eran en inglés  a la biblioteca a rellenar esas estanterías que les hace buena falta. ¿Por qué no invertirán más en libros en inglés?
  • Algunos a la biblioteca del colegio. Los que están en muy buen estado.
  • Amigas con hijos más pequeños encantadas con el regalillo. Una idea es la próxima vez que haya cena con amigos con hijos pequeños aparece con una caja llena. Verás como desaparecen.
  • A amigos de los niños que tengan hermanos pequeños. 
  • A la sala de espera del pediatra que le viene muy bien reponer. Puede ser peluquería de niños, el ortodoncista o cualquier sala de espera donde los niños se aburran.
  • A alguna organización de infancia que trabaje con niños en riesgo de exclusión. ¡Qué bien les viene!
  • He tirado para reciclar algunos rotos o que les faltaban páginas. Siempre al contenedor azul.
Las estanterías de libros ordenadas dan producen más calma y relax - AorganiZarte

Ahora sus estanterías respiran, tienen espacio para libros de más edad aunque espero que los que lean sean de la biblioteca, no están los libros en doble fila y queda hueco para otras cosas como juguetes o simplemente espacio que les de sensación de calma. Hay que simplificar. Y, además, los libros son para que alguien los disfrute, no para coleccionarlos. Si no se leen ¿para qué existen?

 

Si os lanzáis también con los libros de toda la casa os recordamos cómo lo hicimos para organizar bien los libros y no acumular los que no nos produzcan placer.

Silvia Llorens - AorganiZarte

Escrito por Silvia Llorens

Escribir comentario

Comentarios: 0