DIVIDE Y VENCERÁS

Divide las tareas que más te cuestan

Divide tus proyectos en tareas más pequeñas - AorganiZarte

Es muy fácil sentirse agobiado cuando alguna obligación nos supone mucho trabajo. El solo hecho de pensar que debemos ponernos manos a la obra hace que vayamos retrasando su inicio. Se nos hace muy cuesta arriba y nos intentamos convencer que llevar a cabo aquello que tenemos que hacer requiere demasiado tiempo y que mejor dejarlo para más adelante, en alguna otra ocasión en la que tengamos más tiempo...  Pero el hecho de tenerlo pendiente nos crea una cierta angustia que nos impide estar tranquilos. ¿Te ha pasado alguna vez?

Identifica exactamente  lo que debes realizar que más te angustia

¿Cuál es el proyecto  para estar más organizado que debes emprender y que tanto te cuesta ponerte a ello?

Ahora no vale la respuesta "tengo que organizar toda la casa", o " tengo que poner orden en mi vida". Seguramente sí, todo debe mejorar, pero tenemos que ser concretos y este proceso de vivir de una forma más organizada para que la serenidad reine en nuestras vidas es un viaje continuado. Siempre habrá que ajustarse a los cambios que sufre la vida y los sistemas con los que nos organizamos deberán cambiar también. Pero ahora, decidamos ¿Qué es lo que más me angustia, de todo? ¿La cocina llena de trastos que no utilizo y dónde no encuentro nunca lo que necesito? ¿El trastero donde no se puede ni entrar de trastos y donde ya no cabe ni una aguja? ¿Los papeles y documentos que cuando necesito algo importante nunca lo encuentro? Decidamos primero qué es lo más prioritario, y vayamos a por ello. En cada fase, vamos a centrarnos sólo en este proyecto. 

Divide el proyecto en pequeñas partes

Ahora se trata de desglosar este gran proyecto que nos intimida,  por ejemplo el organizar la cocina entera, en pequeñas partes que sean fáciles de completar

 

Divide la cocina en sus diferentes partes. Escribe o dibuja en plan esquemático tu proyecto a organizar, con sus respectivas partes:

  • Armarios: escribe cuántos y qué armarios tienes (armario de los vasos, armario de los platos, despensa, armario de los cazos o sartenes, etc.)
  • Cajones: escribe cuántos y qué cajones tienes (cajón de los cubiertos, cajón de utensilios pequeños, cajón de servilletas, etc.)
  • Zona bajo el fregadero
  • Estantes: escribe cuántos estantes tienes y lo que guardas en ellos.
  • Encimera
  • Nevera

Has de pensar en tu gran proyecto, la organización de la cocina, como en un conjunto de pequeñas y fáciles tareas a ir resolviendo.

escribe las diferentes tareas para llevar a cabo tu proyecto - AorganiZarte.com

Calcula cuánto tiempo necesitas para cada tarea

El proyecto organizativo era organizar toda la cocina. Cada tarea será organizar cada una de las partes en las que has dividido la cocina.

 

Ejemplo

  • Supongamos que tienes tres armarios: igual con diez minutos tienes suficiente para organizar cada armario, seguramente menos. Total: 30 minutos.
  • Supongamos que tienes ocho cajones:  Seguramente necesitas un par de minutos por cajón pero pongamos que necesites cinco minutos por cajón. Total: 40 minutos.
  • Zona bajo el fregadero: ¿otros veinte minutos o media ahora? 
  • Encimera: sacar de allí electrodomésticos que no usas y algún elemento decorativo.. ¿Quince minutos?
  • Nevera: Vamos a darle treinta minutos por que seguramente aprovecharás para limpiarla a fondo.

Organizar toda la cocina te supone un poco más de dos horas y media pero date un poco de margen pues hay que contar con imprevistos o interrupciones.

Es normal que viéndolo así nos cueste dedicar más de dos horas y media de nuestro fin de semana a re-organizar la cocina. Pero si lo dividimos en pequeñas parte...  ¡podemos hacerlo mucho más fácil!

Asigna un ratito por tarea cada día

Establece un ratito cada día para llevar a cabo  una tarea. Si puedes dedicarle 30 minutos al día, busca un espacio de tiempo durante el día en el que te sientas más productivo y animado a hacer cosas. Yo me siento así por la mañana. Por la noche en cambio ni me arrastro. Otras personas igual después de comer.  Sé honesto contigo mismo y piensa si hay algún momento del día que lo dedicas a actividades no productivas. Igual aquéllos ratos delate de la pantalla con las redes sociales o comentando en grupos de Whatsap cuestiones que no son realmente importantes? 

¿Quizá nos podríamos despertar media hora antes o quedarnos despiertos un poco más tarde? Busca un rato en el que tengas pocas distracciones y dedica media hora a tu tarea cada día. ¡Piensa que en cinco días habrás organizado toda la cocina habiéndole dedicado media hora al día, máximo!

marcate un tiempo para cada tarea - www.organizarte.com

Céntrate en la tarea y solamente en la tarea del día

Concéntrate lo máximo cuando hagas la tarea asignada ése día. No pienses en el resto del proyecto que te queda por hacer. Ataca el armario de la cocina y mientras lo organizas dedícale toda tu atención. Esa media hora dá lo mejor de ti mismo mientras la realizas, y verás que seguramente incluso lo finalizas antes del tiempo asignado. Si te va bien, como siempre, te aconsejamos nuestro querido Time Timer, o cualquier otro sistema de control del tiempo. Póntelo delante y céntrate en la tarea hasta que no haya transcurrido el tiempo asignado. A mí me ayuda mucho ver el tiempo disponible en rojo para obligarme a no dispersarme hasta que haya finalizado.  Cada uno ha de encontrar sus trucos.

Márcate la tarea como un objetivo del día

En alguna ocasión os hemos hablado que utilizamos el post-it gigante para escribir en él un objetivo que debemos realizar y que debemos tener a la vista. También en este caso, cuando dividamos un proyecto en partes más pequeñas para hacerlo más manejable, puede ayudarnos tener a la vista escrito el nombre de la tarea que vamos a hacer cada día. ¡Yo a veces lo pego en la cafetera! El café es lo primero que hago cada mañana, y viendo la tarea que me toca a la vista a primera hora hace que me lo quiera quitar de la mente lo antes posible y ¡así me pongo manos a la obra desde el primer momento del día!

escribe la tarea en un post-it a la vista - AorganiZarte.com

 El dividir un proyecto en partes más pequeñas también es muy útil en el mundo laboral o profesional, no solo para las obligaciones domésticas. Piensa en aquellos informes que debes hacer, el almacén de la tienda que se debería re-organizar, las clases que debes preparar.. 

También aquí... Divide y Vencerás.

Escrito por Beth Comabella

Escribir comentario

Comentarios: 4
  • #1

    Mercepevi@gmail.com (viernes, 29 abril 2016 13:12)

    Tens tota la Raó Bet. Mica en mica s'omple la pica.

  • #2

    Beatriz (viernes, 29 abril 2016 14:21)

    ¡Qué buen consejo Beth! Divide y vencerás funciona mucho más de lo que parece. Si me fijo en todo lo que no está hecho se me cae el alma a los pies. Si sólo pienso en la tarea de hoy me resulta fácil y hasta divertido.
    Lo que más me cuesta es organizar los papeles. ¿Cómo lo hacéis vosotras? Yo termino poniendo todas las cartas encima de una mesita para organizarlas después... y ese rato nunca llega. ¿Algún truco?

    Saludos,

  • #3

    Beth (sábado, 30 abril 2016 20:19)

    Muchas gracias por vuestros comentarios.
    Beatriz, me alegra que hayas encontrado útil el artículo.
    ¿Conoces nuestro artículo de cómo organizar tu archivo?
    Es la base para empezar a manejar los papeles de casa de una forma efectiva. Si esto lo tienes hecho, a partir de aquí sí, hay sistemas para gestionar los papeles que nos llegan y que no se acumulen. Nos has dado la idea para un nuevo artículo. Pero primero es importante que leas nuestro artículo de "Archivo"

  • #4

    Beatriz (martes, 03 mayo 2016 09:33)

    Gracias Beth, no conocía el artículo, pero buscándolo en vuestra página web lo he encontrado. Voy a utilizar los trucos del "poquito a poquito" de este artículo para gestionar los papeles. Mi archivo son carpetas de todos los tipos metidos en cajas de cartón, creo que me voy a pasar a vuestro sistema de carpetas todas iguales salvo el color. Lo veo más atractivo, y de más rápido acceso.
    ¡Esta tarde empiezo!