HÁBITOS NUEVOS PARA UN AÑO NUEVO

Consigue en el nuevo año todo lo que te propongas

Nuevos hábitos para el nuevo año - AorganiZarte.com

Cuando empieza un nuevo año muchos nos proponemos cambiar algunos hábitos. Una de las ventajas de interiorizar un hábito, es que elimina la necesidad de estarse auto-controlando y debatiendo internamente. Si adquirimos el hábito de guardar directamente la taza sucia del café en el lavavajillas desaparece el "dilema moral"  de "Mmmmmh.si pongo de momento la taza en el fregadero y ya luego me ocupo de guardarlo en el lavavajillas", o "No pasa nada. La dejo sobre la mesa que ahora me da pereza ir a la cocina". Cuando poner por norma la taza dentro del lavavajillas lo hemos asimilado como un hábito, será un gesto automático que haremos sin pensar.

 

El hábito positivo aporta autocontrol y está demostrado que las personas con mayor autocontrol (o auto-disciplina, fuerza de voluntad, ...) son en general personas más organizadas, más felices y sanas. Además, tienen buena relación con los demás y manejan mejor las situaciones de crisis y de conflicto.  ¿No son  suficientes razones  para decidirnos a  mejorar nuestros hábitos desde el  inicio de este nuevo año?

¿Como podemos interiorizar nuevos hábitos?

Hay varias estrategias que nos pueden ayudar a cambiar nuestros hábitos. Estas estrategias serán diferentes según qué tipo de persona seamos y nuestro estilo de vida. Una fórmula no funciona igual en una persona que en otra. Es importante conocernos antes. Si queremos interiorizar el hábito de hacer ejercicio no será la misma estrategia para una persona que funciona bien por las mañanas que para una persona con unos biorritmos que se activan más por la tarde. ¿Eres una persona que prefiere dedicar todo un día a ocuparse de la ropa de casa y olvidarse el resto de la semana, o prefieres ocuparte un poquito cada día y no ver nunca ropa acumulada por lavar?  ¿Eres de los que disfrutan experimentando con app tecnológicas para gestionar tus tareas, o prefieres el papel y bolígrafo de toda la vida?  En cualquier caso, debemos estar preparados "de fondo" para adquirir los hábitos que queremos proponernos y los primeros hábitos que debemos mejorar son los Hábitos de Base.

Hábitos de Base

En artículos consecutivos iremos viendo varias estrategias para la adquisición de hábitos, pero hay unos, los que llamamos de fondo, o HÁBITOS DE BASE, que son fundamentales para poder adquirir los demás, que son más específicos. Con unos buenos Hábitos de Base nuestra fuerza de voluntad será más poderosa. 

¡Lo primero es lo primero!

1. Dormir suficientes horas

Dormir bien es un Habito Base - AorganiZarte.com

La mayoría de las personas no duermen las horas suficientes. Y si nuestro cuerpo y nuestra mente no están descansados, nuestra energía y nuestra fuerza de voluntad será menor y se nos hará más cuesta arriba, a medida que pase el día, mantener otros hábitos como el del orden, ya que, por ejemplo, nos costará mucho colgar la ropa en su lugar y será más fácil tirarla sobre la silla o no anotar las tareas pendientes para mañana antes de retirarnos.

 

Estrategias útiles para dormir más y mejor:

  • Empieza a prepararte para dormir antes. Si te propones acostarte a las 23:00 para dormir ocho horas hasta las 07:00, no empieces a recoger la cocina, ponerte el pijama, desmaquillarte, sacarte las lentillas y leer unas páginas a esa hora. Adelanta unos minutos tu tiempo de preparación.
  • Mantén estrictamente esa rutina y la hora de acostarte y no la cambies mucho los fines de semana. Si a nuestro organismo lo acostumbramos a un horario es más difícil sufrir  insomnio.
  • Aleja de tí la tecnología en la última hora antes de acostarte. Dormir lejos del móvil, apagar el wifi y cualquier lucecita aportará una sensación más reparadora. La radiación que emiten los diferentes aparatos está despertando sospechas sobre su incidencia en casos de cáncer.
  • A muchas personas les ayuda ventilar un poco la habitación antes de dormir.
  • Tómate unas hierbas relajantes como una manzanilla o una tisana.

2. Mueve tu cuerpo

El ejercicio físico es un Hábito Base - AorganiZarte.com

El ejercicio físico reduce la ansiedad, eleva los niveles de energía y mejora el humor y la memoria, refuerza las funciones ejecutivas y contribuye a mantener el peso.  Tiene poder mágico porque nos vuelve más activos y a la vez también nos calma. Es por ello que también lo consideramos un Hábito de Base, pues refuerza nuestro autocontrol. Si nos sentimos con más energía, nos encontramos mejor y afrontaremos con mejor humor el tener que organizar alguna zona de la casa, pues nos sentiremos fuertes. También si nos sentimos fuertes y nos vemos bien físicamente nos apetecerá más tener un armario ordenado y nos veremos mejor con la ropa que decidamos mantener. Nos dará menos pereza jugar con nuestros hijos tirados sobre la alfombra porque nos sentiremos más flexibles. Reforzará nuestra relación con ellos pues conectaremos con el juego.

 

Estrategias útiles para hacer ejercicio:

Como en todo, conocernos a nosotros mismos es básico para funcionar bien, pero sobretodo para hacer ejercicio es esencial. Que lo que vayamos hacer nos guste y no fracasemos.

  • A mi me encanta bailar pero me cuesta coordinar en grupo, por tanto no me siento cómoda en clases como zumba o aerobic. Prefiero hacer mis ejercicios con máquinas y cinta en solitario y a la vez disfrutar escuchando música o un podcast.
  • ¿Eres una persona más de estar al aire libre y te agobia sentirte encerrado? Seguramente prefieres jugar al  tenis o practicar ciclismo.
  • Sé realista con el tiempo y el dinero que quieres  dedicar a hacer ejercicio o del que puedes disponer. Igual te convendrá más dar paseos por la ciudad o por el campo, proponerte subir escaleras e ir caminando al trabajo. Sea cual sea tu caso sé sincero contigo mismo, vé que tipo de ejercicio quieres o puedes hacer de forma fácil y realista, y ponte a ello. Es mucho mejor proponerte caminar quince minutos al día y subir las escaleras al trabajo, que apuntarte a un gimnasio al que no acudirás pues nunca tendrás esa hora y media necesaria o porque te agobiará la idea de cargar con la ropa limpia de deporte, o desplazarte hasta las instalaciones te dará pereza. Ahórrate ese dinero y ése debate mental interno tan común de estoy pagando al gimnasio y no voy nunca. Simplifícate, pero muévete.
  • Dedice si eres una persona más de mañanas, de tardes o noches y concentra tu ejercicio en ese momento del día.
  • ¿Eres más bien competitivo? Deportes como el paddle o el squash o de equipo igual te hacen disfrutar mucho más.
  • ¿Respondes mejor si estás supervisada? Igual un entrenador personal, una clase dirigida o ir acompañada con algún amigo te ayudará en la adquisición del hábito de hacer ejercicio.
  • ¿Eres una persona muy tranquila? Puede que el yoga en alguna de sus múltiples variedades sea el ejercicio adecuado para ti.
  • ¿Te gustan los desafíos y superarte constantemente? Deportes como el fitness, levantamiento de pesos, el running etc. son para ti.

Agradecerás ser muy sincero contigo mismo antes de comprometerte con un ejercicio determinado, pero es clave para que no abandones.

 

Y un truco más para cuando realmente te sientes flojo : si actúas como te gustaría sentirte, es muy probable que acabes sintiéndote como actúas. Haz tuya esta norma: Actúa de la manera como te gustaría sentirte. Si te sientes cansado o perezoso,  empieza a actuar y comportarte como si estuvieras lleno de energía y verás como tu ritmo seguramente cambiará y realmente te sentirás con más energía. Parece absurdo, ¡pero funciona!

 

3. Come bien

Comer bien es un Habito de Base - AorganiZarte.com

Pocos aspectos son tan básicos para funcionar bien como comer bien, pero esto es un problema para muchas personas. El comer debería responder a la sensación de tener hambre, sin embargo, son sobretodo otros los detonantes de nuestros problemas con el comer, ya sea por exceso o por ingerir alimentos que no nos convienen. Caer en ciertas rutinas en unos casos o la falta de rutinas en otro,  la influencia de la sociedad de consumo, la presentación de los alimentos o su aroma, inconvenientes logísticos,  la falta de tiempo ...

 

Estrategias para comer bien

La teoría de comer bien la sabemos todos. Que si la fruta, la verdura, cocina a la plancha etc. Aquí no vamos a ofreceros nada nuevo al respecto, pero sí que hay algunos principios que nos pueden ayudar, y reconocemos que para nosotras mismas, éste es también nuestro talón de Aquiles. Para eso está el inicio del 2018 y estos que siguen formaran parte de nuestros propósitos del nuevo año:

  • Comer mientras tengamos hambre: nuestro estomago se sacia mucho antes del tiempo en el que estamos sentados comiendo normalmente. Dejar de comer una vez nos hayamos saciado, que no LLENADO, nos ayudará a comer menos.
  • NO REPETIR. Y digo, Beth Comabella, ¡NO REPETIR! Y es que cuando algo nos gusta es tan difícil, ¿Verdad? Pero hablo por mí ahora, este va a ser mi slogan del año :-)
  • No saltarnos comidas con la ilusión de que estamos "ahorrando calorías". Nuestro sub-consciente compensa rápido esa "buena acción" y comemos más en la siguiente comida. Comprobado.
  • Servir en platos más pequeños de lo habitual si nuestro problema es que comemos en exceso. 
  • Evitar los postres dulces y en el peor de los casos, compartir el postre. Y evidentemente solo cuando este sea realmente irresistible. 

4. Ordena tu entorno

Sí, sí, el orden es unos de los Hábitos de Base igual que dormir bien, hacer ejercicio y comer bien,  para ayudarnos luego en la adquisición de hábitos más específicos. Y como ya hemos repetido por activa y por pasiva, el orden exterior contribuye sobremanera a la calma interior. Nos hace sentir en control de nosotros mismo.

 

En el ámbito policíaco, hay una teoría surgida entre los científicos en sociología en los años 80 sobre la prevención del crimen la cual observa que cuando una comunidad tolera los disturbios en una localidad, como que se rompan ventanas, se pinten  graffiti, que se beba en público y por la calle, hay más posibilidades de que la gente cometa crímenes serios. Esta teoría puede ser controvertida a nivel de comunidad, pero es verdad y real a nivel personal. Para muchas personas, un espacio limpio, ordenado, bien cuidado, ayuda a fomentar el autocontrol, lo que a la vez hace más fácil mantener buenos hábitos. Además, cuando el entorno en el que estamos se mantiene en orden y agradable, es más difícil que otros contribuyan con su desorden pues este queda más en evidencia. En cambio cuando el entorno es caótico, un elemento más contribuyendo al desorden ya no hará ninguna diferencia.

 

No vamos a entrar a detallaros las estrategias del orden, pues nuestro blog está lleno de ellas, así como nuestro libro ¡Por Fin Vas a Ordenar tu Casa!. Pero nos gustaría invitaros a reflexionar sobre la importancia que tiene el orden junto con el cuidado de nuestro cuerpo (el descanso, el alimentarnos bien y el ejercitarnos),  para  prepararnos a afrontar nuevos retos.

 

Antes de decidir qué hábitos específicos cambiar (que si dejar de usar mucho tiempo las redes sociales, tomar complementos vitamínicos, ir a clases de inglés, etc.) os aconsejamos que implementéis bien los Hábitos de Base. Porque estando descansados, sientiendonos con energía, encontrándonos bien y viviendo en un entorno ordenado, nos facilitará muchísimo que tengamos éxito y nos mantengamos firmes con lo que nos propongamos en el nuevo año.

 

¡Feliz 2018!

 

Escrito por Beth Comabella

Escribir comentario

Comentarios: 2
  • #1

    M jose (lunes, 01 enero 2018 08:39)

    Hola feliz año 2018 lo único que yo quiero saber es haber si por fin si consigo tanto organizarme en mi casa como en el despacho de mi oficina ya que soy comercial y tengo un montón de papeles pero es que no sé ya dónde meterlos ni cómo y de qué manera distribuirlos para que todo quede correcto y los tenga a mano , agradeceré las Tecnicas que vosotros encontréis que son efectivas para solucionar este problema para mí muy importante.gracias

  • #2

    AorganiZarte (lunes, 01 enero 2018 10:07)

    Gracias M José por tu mensaje. Para poder asesorarte personalmente nos tienes que contactar por correo electrónico a info@aorganizarte.com con todos tus datos y nos pondremos en contacto contigo de inmediato. Un saludo. AorganiZarte.